sábado, 31 de enero de 2015

Ingeniería inversa

Ya he hablado en otras ocasiones sobre rotulación, voy a retomar un poco el tema por dos circunstancias. La primera tiene que ver con mi cuaderno de bocetos. Es un cuaderno que procuro llevar siempre encima y que muchas veces digitalizo directamente. Ahora bien, mi rotulación a pelo es bastante chuchurría. Pero el hacer líneas de rotulación me exigiría llevar regla, que es un trasto más a añadir al equipo que trato de mantener al mínimo. Por otro lado, hace poco un lector me pedía una regla Ames de las que compré en su día, pero que ya están todas repartidas (si consigo alguna más, os aviso).
Como apunta Fred en éste artículo (en francés), la rotulación es una parte integrante del lenguaje gráfico de la historieta.
Diferencia entre rotulación a ordenador y manual, por Bruno Duhamel
Voy a suponer que no disponemos ni de una regla Ames ni de un tecnígrafo.

Solución clásica

Con escuadra y cartabón te puedes trazar las líneas de caligrafía con esas medidas. En caso de necesitad, una regla puede bastar tomando como referencia uno de los lados del papel y haciendo marcas desde dos líneas imaginarias diferentes y luego uniéndolas con la regla. Para ésta solución lo mejor es una regla transparente con guías para ángulos rectos.

Regla escolar milimetrada
Con una regla como la mostrada he estado funcionando durante años para hacer las viñetas y los carriles entre viñetas.

Parallax portátil

El parallax portátil es una regla de plástico que dispone de un rodillo para poderla deslizar sobre el dibujo para trazar paralelas sin necesidad de usar escuadra y cartabón. Es muy compacto y cabe en cualquier mesa de dibujo.

Rotular sobre papel milimetrado

Se trata de conseguir papel milimetrado (impreso en azul para que al digitalizar lo podamos eliminar). La ventaja es que se rotula aparte del original y luego se pegan los textos.
Rotulación sobre papel milimetrado ya pegado en el original


Principio de la mesa de luz

Si trabajáis en papel de 60 gm (incluso de 80 gm), es suficientemente traslúcido como para poder poner una plantilla bajo vuestra hoja y rotular sin necesidad de trazar las guías. El inconveniente suele ser unir la plantilla y el original para que no se muevan mientras rotuláis. Clips, pinzas de dibujo, chinchetas en las esquinas, banderitas adhesivas removibles... elegid lo que más os guste.

¿A qué tamaño rotular?

Aquí se recomienda para la BD francobelga la rotulación con unas guías de 5 mm de altura para las letras, intercaladas con unas guías de 2 mm de separación entre líneas.

En realidad son 5 mm, porque unas letras de 5 cm parecen típicas de un manuscrito medieval
Yo os propongo un poco de ingeniería inversa. Elegid un dibujante que os guste cómo rotula. Buscad viñetas suyas e imprimidlas ampliadas al tamaño de vuestras viñetas o dibujos (¡al que dibujéis los originales!). Así podréis medir y ver a qué tamaño rotula y así hacer lo propio.