miércoles, 4 de julio de 2012

Don Addis ha abandonado el edificio


Creo que se puede aprender mucho de la carta de despedida que Don Addis dedicó a los lectores de su periódico el día que anunció que se jubilaba. Como guinda, un pequeño ejemplo de su humor antirreligioso (cristiano).